LA QUEMA DE MUÑECOS DE AÑO VIEJO EN YUCATÁN SIGUE VIGENTE ESTE 2020

Imagen: Notirasa

Yucatán.- Los “viejos” aguardan pacientes en las puertas de cientos de hogares yucatecos a que llegue el momento de arder y estallar para despedir el año que se va y recibir con todas las luces y estruendos posibles el arribo del año nuevo 2021.

La llamada “quema del año viejo”, muñecos de trapo elaborados a mano y que son rellenados con un arsenal de explosivos, se ha convertido en una de las tradiciones más arraigadas de los yucatecos para despedir el año que termina.

Se desconoce el origen de esta costumbre, aunque se menciona que la tradición de “reventar viejos” proviene de países como Perú y Ecuador, misma que se extendió a otras zonas del continente.

Según datos recabados, en Yucatán empezaron a verse “viejos” en las puertas de las casas esperando a ser quemados desde hace más de 30 años, con muñecos elaborados por los vecinos, quienes colaboraban con la ropa y con una aportación económica para las ‘bombitas’ y cohetes para rellenar el “cuerpo”.

EL MUÑECO DE AÑO NUEVO MÁS GRANDE DE YUCATÁN ESTA EN TEMAX.

El joven Joel Aranda elaboró el “viejo” más grande de Yucatán para quemarlo el próximo 31 de diciembre en el municipio de Temax y así despedir al 2020 y darle la bienvenida al 2021.

El muñeco gigante mide 3.5 metros de alto, está vestido del traje típico del estado y es exhibido en la puerta de su casa.

 

Joel es repostero de oficio quien esta temporada esta dedicado a la venta de sus postres y pasteles donde afortunadamente ha tenido clientes, eso lo animo a realizar su muñeco gigante que ya su elaboración lleva tiempo y bastante dinero para la compra mínima de mil pesos de pirotecnia para su relleno. 

Imagen: Joel Aranda
Reporteros

Reporteros