Cohousing, practica adoptada por los millennial’s frente a la crisis económica

Los millennials son una generación nacida en los 80 y principios de los 90. Estos entienden muy bien la crisis económica porque crecieron entre la caída de los precios del petróleo, el aumento de la deuda externa, la crisis financiera y el depreció del peso frente al dólar.

En los primeros días de su carrera laboral, enfrentaron la crisis financiera mundial de 2008 y hoy en día están experimentando un colapso severo de la economía mundial.

Muchos millennials comenzaron sus carreras durante la crisis de 2008. Desde entonces, no han podido solucionar las deficiencias económicas, y los expertos dicen que estas condiciones solo empeorarán a lo largo de sus vidas. En este sentido, el informe Petras muestra que la generación actual será la primera en tener una peor calidad de vida que sus antecesoras, y lo mismo espera a los más jóvenes.

A los ojos de la gente moderna, el sueño de trabajar en una empresa para comprar una casa es inimaginable. La incertidumbre económica provocada por la pandemia ha obligado incluso a los jóvenes a mudarse de habitaciones alquiladas y regresar a los hogares de sus padres.

El censo muestra que la gente está hacinada bajo el concepto de cohousing«. Algunas personas intentan comprar, aunque tengan que viajar hasta tres horas para ir trabajar en las ciudades aledañas, pero no les resulta económicamente.

El cohousing consiste en un modelo de vivienda comunitaria basada en el concepto de consumo colaborativo. Es decir, para llevar a cabo esto, un grupo de personas que tienen unos valores afines y una forma de vivir similar, deciden diseñar una casa comunitaria a su medida. Esto sucede con familias que deciden vivir en un mismo predio con diferentes habitaciones propias por familia.

La vivienda como tal, suele ser un edificio o cualquier otro modelo de conjunto de varias viviendas unipersonales. Cada una de estas viviendas estará adaptada a la persona o a la familia que la ocupará y será arreglada por sus dueños.

Otro objetivo es crear una comunidad de personas que cooperen entre sí y aprovechen al máximo los recursos reunidos por la comunidad. Por ejemplo, muchas de estas comunidades tienen pequeños huertos que se cuidan juntos. 

 

Fuente: Forbes.com

Redacción SU

Redacción SU

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *